En Gibraltar

Aprovechando la visita de una joven amiga Canaria de la familia, que se encontraba en la Costa del Sol, decidimos pasar un día en el Peñón de Gibraltar.

Desde mi pueblo, Benalmádena, tardamos en coche, una hora y media aproximadamente. El trayecto es muy cómodo y suave, atravesando por la AP7 localidades muy conocidas de la Costa del Sol: Marbella, Estepona, San Pedro de Alcántara…

Divisar el Peñón según nos íbamos acercando es colosal. Y digo colosal porque la roca parece un Coloso, ahí quieta observando altiva desde su grandeza, imponente y majestuosa.

Dejando a un lado la polémica política que persigue a este pedazo de tierra desde hace tres siglos, habíamos decidido conocer un poquito mas Gibraltar, teniendo en cuenta que nuestra visita sería de ida y vuelta en un día. Decidimos cruzar con el coche e intentar encontrar aparcamiento dentro. Podíamos haber aparcado antes de la frontera,  y cruzar andando hasta el centro, pero no teníamos mucho tiempo y esa noche nos  esperaban en  Jerez de la Frontera.

img_4595

Llegamos con tanto ímpetu cuando encontramos una plaza de aparcamiento libre, que casi me como a otro coche que salía en ese momento. Pequeño contacto, sorpresa, ninguna consecuencia gracias a Dios. Los  jóvenes británicos que conducían el coche, me disculparon sin dar mayor importancia al incidente…

Desde el aparcamiento caminamos hasta la Plaza de Casemates. En esta plaza estaban ubicados los cuarteles de los soldados británicos y era, y es, un centro de reunión Gibraltareño. Bares, restaurantes,comercios, aseos públicos y varios monumentos que conmemoran las victorias británicas en el Peñón.

Desde aquí parte la calle peatonal y comercial de Main Street. La calle es de casi un kilómetro. Los comercios inundan la calle: perfumerías, tabaco, textil, tv y electrónica..Hay que recordar que sólo está permitida la compra máxima por persona de 200 cigarrillos; aunque, la verdad, ni al entrar ni al salir hubo control ninguno. Ni incluso tráfico ese día. Quizás tuvimos suerte…o era un día muy caluroso y los turistas se quedaron en sus tumbonas tomando el sol y un refresco! Aunque, a decir verdad, las largas colas de tráfico, son habituales en la frontera.

Decidimos comer en un pub con terraza en la calle Main, The Horseshoe 

img_458672

Buenísimo el pollo asado que comió mi amiga, y excelente atención de los camareros del pub. Recomendación de Hola-Costadelsol. Después de comer seguimos paseando por la calle Main, hasta el Parlamento de Gibraltar. Es un edificio de estilo neoclásico construido y sufragado por los comerciantes en el siglo XIX.

Entramos a visitar la Catedral de Santa María Coronada, católica y no pudimos visitar la Catedral Anglicana de la santísima Trinidad, pues se se celebraba un acto institucional, y no se podía acceder en ese momento.

Los taxistas de la Roca, ofrecen un paquete por unos 26e, que incluye transporte y visita guiada, con explicaciones de la historia y sitios de interés. Práctico pero menos económico. A tener en cuenta. Desde la Costa del Sol y dependiendo de las tour-operadoras, hay salidas de ida y vuelta a  Gibraltar, a partir de 35e, en autobús y en grupos. No dudéis en consultar mi tarifa ida y vuelta al Peñón, eso si, y como siempre digo «hablando en español»!

 

Hacía poco se había celebrado el Referendum Brexit, todavía un local lucía los eslóganes, ellos se quieren quedar!!

 

img_4632

El teleférico sube a la cima en unos cinco minutos. Está abierto todos los días del año hasta las 19.00 en verano, y las 17.00 en invierno. Cuando salimos del teleférico y en la misma terraza que hace de entrada, recibimos la bienvenida inesperada de un mono listo, el mas listo de los monos de Gibraltar. Se enganchó al bolso de mi amiga, abrió la cremallera intentando encontrar comida o chucherías…que me perdonen los animalistas, pero ante el susto y los gritos de mi compañera, contemplando alucinada que el mono listo, no estaba por la labor de dejarla tranquila hasta no obtener botín, tomé fuerza y le di un mamporro tan efectivo,  que soltó en un santiamén el bolso y salió corriendo hacia su grupo que parecían reirse de la incómoda situación.

Consejo: En la cima agarrad vuestros bolsos. Colgados y abiertos PELIGRO. Son los mejores carteristas del Campo de Gibraltar.

Al final del día nos reíamos recordando lo ocurrido…

img_4611

Las vistas desde aquí son espectaculares. Ojo a los que sienten vértigo! El día era soleado y despejado, y pudimos ver las costas de África, la Costa del Sol y todas las poblaciones de la zona. Característico del Estrecho, en un abrir y cerrar de ojos, las nubes comenzaban a cubrir el cielo en cuestión de minutos.

Hay tantos sitios que ver  en la Reserva Natural del Peñón de Gibraltar, que decidimos dejar para una ruta de senderismo futura, la visita a las Cuevas de San MiguelTúneles de Gibraltar y Punta de Europa.

Después de hacernos algunas fotos en la cima, volvimos a la base y caminando yo quería ver de cerca las antigüas murallas mandadas construir por el Emperador Carlos V en el siglo XVI, 1552, como estructura defensiva contra el ataque de la piratería berberisca.

Os dejo unas fotos de la puerta de entrada, con el escudo imperial y las armas de Castilla y Gibraltar.img_4628

img_4583

 

Fue un día estupendo en compañía de Macarena. Volveremos a Gibraltar muy pronto!

Hasta pronto! amigos de Hola-Costadelsol.

 

 

 

share post to:

Comments 1

  1. David
    Reply

    Hi Lovi,
    Good luck, I hope you find some good work – business from your new add.
    David X

    4 noviembre, 2016

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *